¿Todavía con
este navegador?

Es hora de actualizarlo para poder disfrutar a tope y de manera optimizada de nuestra web.

¡Descárgalo!
X

La capa más externa del grano de avena, lo que denominamos salvado, se diferencia de la de otros cereales por ser muy rica en fibra soluble, hasta un 18%, sobre todo del tipo betaglucano. Esta clase de fibra convierte al salvado de avena en un alimento con propiedades prebióticas, que ayudan a mantener una flora intestinal saludable, repercutiendo en beneficios sobre la salud, como son la regeneración de la mucosa intestinal, ayudar a prevenir ciertos tipos de cáncer o estimular las funciones del sistema inmunológico, entre otros. Además, gracias a la capacidad de esta fibra para absorber agua, también resulta útil para favorecer el tránsito intestinal, retrasar la absorción de la glucosa y ejercer un notable efecto saciante. Tradicionalmente, el salvado de avena se ha tomado mezclado con yogur o añadido a platos de arroz, pasta, sopa o ensaladas, pero también puede ser un buen ingrediente para elaborar panes, galletas, bizcochos cremas; para añadir a todo tipo de tortillas y crepes; para preparar rebozados, etc.

X

Puede tomarse fría o caliente y acompañada de muesli o cereales.En las preparaciones culinarias, constituye la base de diferentes postres. La leche de almendras, como otras bebidas vegetales elaboradas con avena, soja o arroz, es un batido que constituye un sustituto ideal de la leche, especialmente para aquellas personas que, a causa de intolerancias y alergias a los lácteos no pueden ingerirlos. Ideal para personas con intolerancia a los lácteos, con niveles de colesterol en sangre, personas vegetarianas o como bebida fruitiva.

Cerrar popup

Concurso Mensual¡Suscríbete a nuestra newsletter!

Newsletter

Cada mes sorteamos este lote de productos con nuestra bolsa de deporte entre los nuevos suscriptores Santiveri.

VOLVER AL LISTADO

Smoothie de higos y leche de almendras

Smoothie de higos y leche de almendras AUTOR: Santiveri 5 de octubre de 2017
4 DIFICULTAD 0:10'

Con mucha fibra y calcio y sin lactosa, este smoothie es perfecto para empezar el día con las pilas llenas, pero también es un excelente tentempié para tomar a media mañana o de merienda.

¡A POR ELLO! PASITO A PASO...

1 Pon a calentar la Leche de Almendras Bio Santiveri. Corta longitudinalmente la vainilla y raspa con un cuchillo las semillitas de su interior, añádelas a la leche de almendras y cuando empiece a hervir retira del fuego y deja infusionar. Deja enfriar la leche. Si quieres, esta parte la puedes tener preparada del día anterior y conservar la leche aromatizada en la nevera.

2 Lava y pela 6 higos, añádelos a la leche junto con el Salvado de Avena Bio de Santiveri y tritura todo hasta que obtengas una crema homogénea. Lava y lamina los dos higos restantes.

3 Sirve el smoothie junto con las láminas de higos.

Si quieres probar algo distinto, guarda este batido en el congelador y ve removiéndolo de vez en cuando: obtendrás un helado la mar de original.

La leche de almendras es muy versátil y perfecta para preparar desde un batido a un smoothie purificante.

¡¡¡TOMA NOTA!!!

tabla