X

X

¡RECIBIDO!

hasta pronto
X

¡RECIBIDO!

hasta pronto
X

¡RECIBIDO!

hasta pronto
X

¡RECIBIDO!

hasta pronto

¿Todavía con
este navegador?

Es hora de actualizarlo para poder disfrutar a tope y de manera optimizada de nuestra web.

¡Descárgalo!
Cerrar popup

Concurso Mensual¡Suscríbete a nuestra newsletter!

Newsletter

Cada mes sorteamos este lote de productos entre nuestros nuevos suscriptores Santiveri.

VOLVER AL LISTADO
Hygge, el secreto de la felicidad danesa AUTOR: Guadalupe Jiménez 27 de enero de 2017

Hygge, el secreto de la felicidad danesa

Siempre se ha dicho que la falta de sol entristecía a los habitantes de los pueblos nórdicos. Pero en Dinamarca han encontrado la solución y resulta tan efectiva que se han convertido en el pueblo más feliz del planeta. ¿Cómo? Con el hygge.

Pronunciado como hu-ga, el hygee, va más allá de ser un estilo de vida, es un sentimiento similar al confort y la comodidad. Para que te hagas una idea, sería esa sensación de estar en un lugar cómodo, a la temperatura perfecta, acompañado de la persona que más quieres mientras tomas tu bebida favorita. Cierra los ojos e imagina. Eso es el hygge.

Pues bien, en eso se basa el secreto de la felicidad danesa, en vivir en un estado hygge. Para ello los daneses han aprendido a ser felices con lo que tienen y con lo que son. Y nosotros también podemos entrar en ese club de felicidad y bienestar.

Para desarrollar esos sentimientos de felicidad y serenidad, lo importante es que seas consciente de lo que tienes, ya sea tiempo, cosas, amigos… todo eso que tenemos y que muchas veces no valoramos. Y descubre y siente lo valiosas que son cada una de esas cosas. Así podrás llenar de auténtica felicidad cada momento de tu día a día.

Por eso algunas recomendaciones para practicar el hygge son:

. Reserva cada día un poco de tiempo para ti mismo y dedícalo a hacer algo que te guste de verdad, y disfruta el momento.

. Queda con los amigos y con la familia y aprovecha para charlar de cosas positivas y reconfortantes. Tu mente se llenará de positivismo.

. Haz que tu casa, la oficina o el lugar de trabajo sea un lugar confortable, con una atmosfera agradable, serena y relajante. Puedes jugar con las luces, los aromas o poner una decoración agradable. Incluso poner una plantita en tu mesa de trabajo puede hacerte sentir mejor.

. Prepara comidas sencillas pero elaboradas con alimentos que tengan los sabores que te gustan. La idea es que sean saludables y que cuando los comas disfrutes de cada bocado. Los alimentos ecológicos son una buena opción.

. Al despertarte por la mañana, disfruta de la cama unos minutos antes de levantarte.

. Aprender a transformar las obligaciones y el trabajo en momentos felices, por ejemplo tomando una infusión que te guste o poniendo tu música favorita.

COMENTARIOS

¿Quieres comentarnos algo sobre este post?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.
Los campos necesarios están marcados *

TAMBIÉN TE PODRÍA INTERESAR

OTROS ARTÍCULOS DESTACADOS